Follow by Email

viernes, 25 de mayo de 2012

Es ella, la más grande.

Ella es la que me dice que no, cuando hago las cosas mal, la que me apoya cuando lo necesito, la que me saca la mejor de mis sonrisas.
Es ella por la que dejo de hacer las cosas malas, y me pongo a hacer las buenas.
Es ella, la más especial por la que sufro cuando llora, cuando está mal...
Y es que no eres una amiga, eres más que eso, que eres como una hermana para mi, y es que podríamos llevar la misma sangre, porque somos prácticamente iguales.
Que te quiero, joder, y eso es lo que importa, que has estado ahí siempre que te he necesitado y al final eso es lo que cuenta, las risas, los abrazos, las ganas de estar contigo, bailando juntas, compartiendo momentos que no olvidaré.
¿Momentos malos? Que yo recuerde, ninguno, ¿momentos buenos? Todos diferentes, únicos y cada cual mejor que el anterior.
¿Y qué quieres que te diga que no te haya dicho ya? Que cada sonrisa a tu lado, me da fuerzas para seguir adelante, cada abrazo me ayuda a sujetar el mundo que se me cae a cachos, cada momento a no olvidarte jamás, y es que para mi, esta amistad es eterna.
¿Sabes? Hay quienes dicen que esto de la amistad no dura, pero la nuestra no tiene fin, tampoco recuerdo su principio, es como si de siempre hubiésemos sido amigas, como si siempre te hubiese contado cada problema que he tenido, como si eternamente tu sonrisa me ha hecho grande día a día.
¿Sabes esa sensación que tiene la gente cuando hace sonreír a alguien? Pues yo sí, porque las veces que te he hecho sonreír me ha hecho sentirme especial a tu lado, me encanta poder hacer que una persona cambie extremadamente el gesto de su cara, y más si se trata de una gran sonrisa como la tuya.
¿Sabes la de sonrisas que me sacas tú al día? No, ¿verdad? Bueno, tú piensa que al día me sacas más de mil, y las cuentas te las dejo a ti, ¡que yo soy de letras! Jajajajaja, bueno pequeña, quiero que sepas, que siempre vas a tener un hueco gigante en mi corazón, seguramente, el que ocupas tú es el más grande de todos, porque ahora mismo, eres lo más grande que tengo en la vida, y no quiero perderte, no quiero que mi corazón se quede vacío. Y aquí me pongo seria, porque quiero que sepas, que me tienes en las malas, y sobre todo en las buenas, ¿y todos esos momentos que nos quedan por vivir? Bueno, todos esos momentos, llegarán. Y que duren, que duren mucho, porque para eso eres mi cuqui.
Quererte se me queda corto, gracias por todo, Isa. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario